¿Por qué no debe traducirse ni adaptarse al español el término Bitcoin?

¿Por qué no debe traducirse ni adaptarse al español el termino Bitcoin?

En los medios de comunicación y del mundo de las criptomonedas, cuando se escribe un nombre propio cuyo origen es de otro idioma, suele traducirse para lograr uniformidad en el texto y que la información sea recibida por los usuarios de una manera mucho más cómoda, aunque ciertas excepciones se aplican dependiendo de qué tipo de nombre sea.

Así, tecnología de contabilidad distribuida puede utilizarse además de blockchain, y cryptocurrency se cambia por criptomoneda. Sin embargo, poco se intenta adaptar la palabra Bitcoin al español. ¿Te habías preguntado por qué sucede esto?

La Justificación Lingüística

En nuestro idioma, los nombres propios, que pueden ser topónimos, antropónimos y marcas, deben ser escritos con mayúsculas al inicio de la palabra en la mayoría de los casos. Esta es una regla que aprendemos a muy temprana edad en nuestras escuelas.

También aprendemos que los nombres propios son sustantivos que designan de manera individual a un objeto. Así, criptomoneda no es un nombre propio, ya que como criptomoneda podemos designar a un ether y a un bitcoin por igual, por lo que este término pertenece a la categoría de nombre común. Lo contrario sucede con Bitcoin, ya que el término hace referencia a un nombre individual, como moneda y como tecnología, único en su especie, y por tanto debería tomarse como nombre propio.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *